viernes, 12 de diciembre de 2014

Llegó el momento de llenar el Ayuntamiento de Valencia de Orgullo y Diversidad

Después de mucho tiempo sin actualizar el blog, he pensado que esta es una buena ocasión para hacerlo y explicar el curso de mi activismo en los últimos meses. 

A principios de año decidí afiliarme a Iniciativa, uno de los partidos que conforma la Coalició Compromís, y me incorporé a la sectorial LGTB+ para trabajar las políticas que nos afectan a lesbianas, gais, transexuales y bisexuales. Y el pasado mes de septiembre, después de cinco años, decidí dejar la coordinación del Grupo de Familias de Lambda, era momento de dejar paso y dedicarme plenamente a Compromís. 

Después de mucho meditarlo y de muchas conversaciones con gente muy cercana, ayer presenté mi candidatura a las primarias para la lista del Ayuntamiento de Valencia porque quiero involucrarme y formar parte del cambio que se va a producir en unos meses. 
 
-->
George Steiner dijo, “lo que no se nombra no existe”, una frase con la que las mujeres lesbianas hemos reclamado muchas veces nuestra inclusión en el lenguaje, las imágenes, en las políticas… para acabar con los estereotipos que construyen un imaginario colectivo muy perjudicial para nosotras, porque mientras los hombres gais están cada vez están más representados en todos los ámbitos de la sociedad, incluyendo la política, las mujeres lesbianas seguimos estando muy rezagadas en esa necesaria visibilidad social.
A lo largo de mis años de activismo en el movimiento LGTB he trasladado mi vida privada a la esfera pública para contribuir a la visibilidad de las mujeres lesbianas, como herramienta imprescindible para acabar con la estigmatización y la invisibilidad que nos rodea.
Este fue el principal motivo que me hizo tomar la decisión hace diez años de asumir la máxima representación del movimiento LGTB valenciano y esa misma razón es la que hoy me empuja a dar un paso al frente y presentarme a este proceso de primarias.
 


Vivimos en una sociedad diversa, y esa diversidad debe estar reflejada transversalmente y de manera visible también en la política. Todos y todas, debemos estar presentes y participar activamente en las instituciones. Yo soy una de las que sueña con ese cambio que esta ciudad necesita; con un gobierno que escuche y dialogue con la ciudadanía, con los movimientos sociales, y quiero contribuir a lograr ese cambio para tomar el timón de esta ciudad llevada a la deriva por sus actuales gobernantes.
Yo creo en la pluralidad que Compromís refleja. El apoyo a la cultura valenciana, la apuesta por la sostenibilidad, el empuje a la economía local y la participación de los movimientos sociales son mis principales ejes de pensamiento. Por eso quiero incorporar una manera de hacer política diferente; tengo claro que los pequeños problemas de la vida diaria necesitan grandes soluciones, porque al final, como decimos las compañeras feministas, los problemas del ámbito privado, son también públicos.